Opinión Toggle

CONSTANCIA SOBRE VEDA DE PESCA EN LA CUENCA DEL MAGDALENA

 

En la actualidad más de 1.373 familias pescadoras, pertenecientes a la Cuenca del Magdalena, compuesta por los Ríos Magdalena, Cauca y San Jorge, viven una problemática que no es nueva; el establecimiento de la Veda del bagre rayado o pintado mediante el Acuerdo N° 009 del 8 de marzo de 1996 y la Resolución N° 0242 del 15 abril de 1996 ambos del Instituto Nacional de Pesca y Acuicultura (hoy Autoridad Nacional de Acuicultura y Pesca-AUNAP), al dividirla en dos períodos, una comprendida entre el 1 y el 30 de mayo y la segunda entre el 15 de septiembre al 15 de octubre de cada año, esto es, hoy precisamente termina uno de estos periodos.

Finalmente, este año comenzaron los controles, lo que ha generado que los pescadores de la Cuenca del Magdalena estén aguantando física hambre.

En el pasado, había gran cantidad de peces durante todo el año y por ello los pescadores podían dejar sus labores durante algunas épocas con el fruto de lo obtenido.  Pero si se suma a que, en los últimos años, se han venido disminuyendo la cantidad de peces en la zona, la problemática social ha aumentado de manera aguda.

Si se mantienen estas condiciones, la población de pescadores de la Cuenca del Magdalena seguirá a la deriva por muchos años más, sin apoyo por parte del Gobierno en momentos coyunturales como el que vive actualmente. No abandonemos las comunidades más vulnerables.

Hasta el momento no se conoce ningún tipo de ayuda, subsidio o programas que beneficien a estos pescadores por parte del Gobierno Nacional, población que es absolutamente pobre, está sola, desprotegida y a la deriva.  Es urgente que en el futuro, el Gobierno Nacional tome acciones correctivas para que en estos periodos de veda se generen oportunidades económicas para estas familias pescadoras que se ganan su vida de manera digna y honesta.

Leave a Reply

ShutDown